La "revolucionaria" red social — Vero

Ajustar Comentario Impresión

Su nombre es Vero y, a diferencia de Facebook o Twitter, no tiene publicidad y tampoco utiliza algoritmos. Esta plataforma subió del puesto 301 en la Apps store a los primeros 3 puestos en menos de una semana. UU., según datos de Sensor Tower, una empresa especializada en análisis de aplicaciones.

¿Quién dijo que necesitábamos una nueva red social?

Vero, la aplicación creada por el multimillonario estadounidense Ayman Hariri (hijo del ex presidente del Líbano Rafiq Hariri) se está abriendo un hueco en el panorama de Internet como una plataforma que pretende ser un el reflejo fiel de las relaciones personales reales.

Lo curioso es que la idea básica de Vero es idéntica a la de otras redes sociales: un feed que se compone de tus publicaciones y las publicaciones de aquéllos con los que estás conectado o a quienes sigues. Vero permite subir fotografías, video, enlaces y recomendaciones (desde restaurantes, hasta libros, películas y series). También es posible examinar los mensajes de tus conexiones por tipo o buscar hashtags populares. - distinguiendo entre amigos más íntimos, amigos, conocidos o simplemente seguidores. Respecto al equipo de Vero, está compuesto por 23 personas (la mayoría de nacionalidad rusa), pero una sola es mujer, lo que también ha suscitado varias críticas al respecto.

Actualmente está disponible tanto para iOS como Android; si quieres registrarte, únicamente necesitas un correo electrónico y un número de teléfono.

Vero se llama la plataforma que se compromete a mantener una línea de tiempo cronológica inalterable.

Pero la luna de miel con Vero duró poco. Vero tiene la facilidad de proporcionarte información de eventos, tendencias y más. Y si te estás preguntando cómo podría mantenerse entonces, la respuesta es que se maneja a través del pago de suscripciones. No en vano, eso mismo le ocurrió hace aproximadamente dos años a la app Ello o a Mastodon el año pasado. Algo así quiere hacer Vero, pero dirigida a los creadores de contenidos y por ende, quienes lo consumen.

En el caso de los seguidores, por ejemplo, no es necesario que ambos usuarios se sigan.

Este modelo, por supuesto, tiene que sostenerse económicamente de algún modo y los miembros de Vero Labs Inc. han sido muy transparentes al decir que una vez que esté lista la aplicación se deberá contratar una suscripción para utilizarla (y darle mantenimiento).

Comentarios