Temer sigue en caída libre — Brasil

Ajustar Comentario Impresión

Comisión del Senado de Brasil aprueba propuesta de enmienda constitucional para elecciones directas Brasil atraviesa una crisis política desde hace dos semanas cuando se conoció el vínculo entre Temer y el pago de sobornos al expresidente de la Cámara de Representantes, Eduardo Cunha, para comprar su silencio.

El llamado de los brasileños a elecciones directas e inmediatas parece haber sido atendido.

La enmienda permitiría celebrar elecciones en los tres primeros años de un periodo presidencial.

El presidente de Brasil Michel Temer declaró este martes que permanecerá en el cargo hasta que culmine su mandato en diciembre de 2018, pese a crecientes llamados a que renuncie en medio de un enorme escándalo de corrupción.

Hasta ahora, la Constitución de Brasil plantea que si el presidente renuncia el nuevo mandatario será elegido de manera indirecta, dado que sería el Congreso quien eligiera al nuevo Jefe de Estado.

Cabe recordar que aunque Michel Temer era el vicepresidente constitucional de Rousseff pertenece a otra fuerza política y desde que asumió el poder implemento otro programa de Gobierno, con ideas contrarias al propuestas por el Partido de los Trabajadores que ganó en las urnas en 2014.

El domingo pasado, unas 200.000 personas pidieron elecciones directas anticipadas en un acto en Río de Janeiro, en el marco de la crisis política que afecta la continuidad de Temer, que depende de sus aliados, afectado por una investigación que le abrió la corte suprema.

Entretanto, movimientos sociales y sindicales rechazan las reformas económicas antipopulares propuestas por el mandatario no electo en el Congreso brasileño.

La investigación también aporta datos sobre la baja popularidad de Temer, quien ascendió al poder tras un golpe parlamentario contra Dilma Rousseff.

Comentarios