Ahora es Cristiano Ronaldo el denunciado por evadir los impuestos en España

Ajustar Comentario Impresión

El ídolo portugués del Real Madrid Cristiano Ronaldo podría empezar a competir con Lionel Messi también en el campo judicial, tras la denuncia de la fiscalía que lo acusa de haber defraudado 14.7 millones de euros a la Hacienda española. Si Cristiano es procesado y condenado podría ser multado "con un mínimo de 28 millones de euros" e ir a prisión "por cuatro delitos fiscales, tres de ellos agravados", analizó más tarde en un comunicado el sindicato de técnicos del Ministerio de Finanzas (Gestha).

De acuerdo con la denuncia, Cristiano Ronaldo presuntamente cometió fraude por 1,39 millones de euros en 2011; 1.66 millones en 2012; 3.2 millones en 2013 y 8.5 millones en 2014.

La Fiscalía subraya que Ronaldo se aprovechó de una estructura societaria creada en 2010 para ocultar al fisco las rentas generadas en España por los derechos de imagen, algo que supone un incumplimiento "voluntario" y "consciente" de sus obligaciones fiscales en España.

La denuncia contra Cristiano Ronaldo se basa en el informe remitido a la Fiscalía por la Agencia Estatal de la Administración Tributaria (AEAT).

¿Te gusta el Real Madrid?

El delantero del Real Madrid hizo una escueta declaración a los periodistas desde la concentración de la selección portuguesa.

Dicha sociedad cedió la explotación de los derechos de imagen del futbolista a otra sociedad ubicada en Irlanda con el nombre de Multisports & and Image Management LTD que, "efectivamente", se dedicó a la gestión y explotación de los derechos de imagen del futbolista sin que la sociedad ubicada en las Islas Vírgenes Británicas desarrollara actividad alguna. Dijo que el jugador utilizó una empresa fachada en las Islas Vírgenes para ocultar el verdadero monto de sus ingresos del uso de su imagen, entre otros medios para reducir ilegalmente sus impuestos.

El club blanco "está absolutamente convencido de que nuestro jugador Cristiano Ronaldo demostrará su total inocencia en este proceso", añade la nota. Según estos criterios, se considera fraudulenta "la interposición de un sujeto pasivo del impuesto diferente del real, ubicado en el extranjero, lo que favorece la ocultación de información a Hacienda".

Comentarios